¿ Entrenas bien ? 10 consejos para rendir al máximo

Portada » ¿ Entrenas bien ? 10 consejos para rendir al máximo

¿ Entrenas bien ? 10 consejos para rendir al máximo

Una de las claves, sin duda, del rendimiento físico pasa por el entrenamiento, por el tipo de preparación que te exija el deporte que practiques, por tu resistencia, edad, nivel físico: fuerza, resistencia, velocidad y flexibilidad, tus objetivos … Por todo ello, si te enfrentas a tus primeras sesiones de entrenamiento deberías tener en cuenta algunas cuestiones básicas y fundamentales que pueden condicionar tu evolución, a mejor, claro, en los días sucesivos.

  • A menudo se nos olvida, pero una hidratación óptima es clave para empezar a hacer deporte. Hidratarse antes, durante y después, porque hay a quién alguna de las fases se les suele olvidar o piensan que pasa por inadvertida. Error.
  • Debes tener en cuenta cómo combinar los objetivos. La fuerza, la resistencia, la velocidad, la flexibilidad … lo ideal será combinar varios de ellos en una misma sesión de entrenamiento.
  • Cuando empezamos a ejercitarnos todo el tiempo nos parece poco. Y la mayoría de las veces, no establecer un control ni un tiempo determinado nos lleva a acabar, posiblemente, antes de lo previsto y con alguna que otra lesión o molestia. Lo ideal sería empezar con sesiones de entrenamiento que no fueran más allá de los 50-60 minutos, porque en este caso, más no es mejor. Poco a poco, cuando nuestro cuerpo se vaya habituando al ejercicio y lo asuma como parte de su rutina, ese tiempo podrá ir aumentando en forma de series o repeticiones.
  • Entrenar siguiendo algún tipo de circuito puede beneficiar tus horas de entrenamiento, así como incluir superseries, que lo que vienen es a añadir a un determinado ejercicio, otro en el que obliguemos a trabajar a otro grupo de músculos diferente.
  • Adapta tu cuerpo ¡ y mente ! al nuevo hábito y propósito. Y si algo no termina de convencerte, modifica ejercicios por otros en los que te sientas más cómodos y verdaderamente puedas trabajar. Sientéte seguro.

 

  • Si importantes son las repeticiones y las series que debes ejecutar, más importante puede ser el tiempo de recuperación previsto para cada ejercicio.
  • Cuida la técnica en cada uno de tus ejercicios, de las series …sobre al final de cada una de ellas es cuando suele aparecer la fatiga, el cansancio, el agotamiento … con lo que cometer errores o no hacer los ejercicios al 100% puede ser un punto en tu contra.
  • Métodos para entrenar. Si lo que quieres mejorar es tu resistencia, correr al menos durante 40-50 minutos y combinar con cambios de ritmo. También pues optar por la bici o la natación. Para trabajar la flexibilidad podrías hacer, al menos, 1 vez a la semana, alguna sesión de pilates o yoga, disciplinas que también nos permiten realizar un trabajo de fuerza. No olvides estirar los músculos de cada una de la zonas que hayas estado trabajando.
  • También debes plantearte cuánto tiempo entrenas: lo ideal es entre 5 y 6 días, siendo fundamental al menos descansar 1 día semanalmente.
  • Si aún te faltan horas de rodaje y puede que no estés muy experimentando a la hora de planificar tus sesiones, recurre a alguna de las aplicaciones móviles del mercado. A menudo, la mayoría, son bastante intuitivas e incluyen la info necesaria para planificar tus salidas, gráficos, info de tu rendimiento, música… Será una buena opción si quieres empezar a despuntar y a conseguir resultados como ¡ todo un profesional !

Tus entrenamientos, igualmente, pueden mejorar de forma notable si los acompañas de suplementos deportivos que te ayuden en la hidratación o el esfuerzo de cada ejercicio. En este sentido, los isotónicos de Loading – en polvo o bebida para diluir – pueden ser una opción ideal para tus salidas y ejercicios semanales. Tomar durante y después del ejercicio para prevenir la deshidratación y abastecer de electrólitos a nuestro organismo. Igualmente, los geles energéticos con cafeína – sabor frutos rojos, lima limón o cola –  servirán de estimulante para reducir la percepción de esfuerzo, aumentar la oxidación de las grasas, y estimular la liberación de endorfinas durante tus entrenamientos.  El consumo de proteínas después de una dura sesión de ejercicios no sólo aumentará las tasas de síntesis de proteínas, sino que te ayudara ayudará a recuperarte más rápido por lo que estarás listo para dominar tu próximo entreno.

A todo ello, suma como claves para la consecución de tus objtivos: paciencia, constancia y asesoramiento. ¡ No hay misterio, pero sí mucho trabajo !

Deje su comentario